El Espíritu de Dios

Este libro procura mostrarte el origen de la actividad divina y sus beneficios para nosotros.

» Comprar libro
» Ver ficha completa (PDF)

1152

Nuevo

8,00 €

Añadir a mi wishlist

La Acción.
Dice Jesucristo (San Mateo 25,34): Venid benditos de mi Padre y tomad posesión de mi cielo, que os está preparado desde el principio del mundo: porque tuve hambre y me disteis de comer, tuve sed y me distéis de beber, era peregrino y me recogisteis, estaba desnudo y me vestisteis, estaba enfermo y en la cárcel y me visitasteis...
La Palabra.
Dijo Jesucristo a santa Faustina: Para los que dan a conocer mi misericordia, a la hora de la muerte, no seré juez, sino Salvador misericordioso. Y los protegeré durante toda su vida, como una madre protege a su hijito recién nacido. No serían tantos los que se condenan, si los pecadores conocieran mi misericordia.
La Oración
Dijo Jesucristo a santa Faustina: La oración por los pobres pecadores es siempre escuchada. Dijo la Virgen en Fátima a Lucía: Hay muchas almas que van al infierno porque no hay quien rece por ellas

ISBN: 9 78 84 9409 92 4 3
Autor: Pedro Durán
Editorial: Sekotia
Número Páginas: 103
Año: 2013
Edición: 2013
Encuadernación: Rústica
Alto: 21.5
Ancho: 15.5

No hay comentarios de clientes por ahora.

Escribe tu opinión

Jesucristo y la Misión apostólica

Jesucristo y la Misión apostólica

“Jesucristo verdadero Dios y verdadero Hombre, es el misterio central de nuestra fe”. San Juan Pablo II.


“El centro de la vida cristiana es Jesucristo, Hijo del Padre, Salvador del mundo. No
hay otro, es el único”. Papa Francisco

Escribe tu opinión

Productos relacionados